OJALA/SanchoPanzaLab - La Transpirenaica de Ideas SCOP Inc
OJALA SanchoPanzaLab - Crónica y reportaje experimental - geopolítica geopoética de Europa Krio

En nuestra serie
Textos Incendiarios, serie de OJALA/SanchoPanzaLab
Un ensayo de
Manuel Estapé Tous,
periodista,
Un ensayo de Manuel Estapé Tous #Simplemente Manolo#
Artur Mas, al frente de la Generalitat, dígito mágico de la soberanía de Cataluña
Barcelona,
Mediados de noviembre 2014

#1# OTRA DERROTA --->

Finalmente dos millones trescientas mil personas -sobre seis millones doscientos mil- decidieron tomarse en serio la neoseudoconsulta participativa y alternativa -a medida que la prohibían, la rebautizaban- convocada oralmente por el presidente Artur Mas, el mismo cuyo poder emana de la Constitución española, la misma que ha decidido pasarse por la entrepierna para jolgorio de los independentistas. Los del SÍ/SÍ, después de más de dos años de dar la tabarra mediático/monotemática por tierra, mar y aire, resulta que son un millón ochocientos sesenta y un mil. Esto es, el respetable, pero para nada mayoritario porcentaje de entre veintinueve (29%) y treinta (30%) por ciento del cuerpo electoral consultado.

¡Menos que los que votaron, en unas elecciones, autonómicas y legales, a los partidos soberanistas/independentistas, CiU, ERC, IC-EUiA y la CUP, que fueron unos dos millones! El SÍ/SÍ no llega a los dos millones de personas (algunas de las cuales fueron llamadas y perseguidas telefónicamente como si fuera un programa televisivo) en la neoconsulta participativa. Es igual; Todos hablan de victoria triunfal por los dos millones trescientos mil participantes, entusiastas de las colas. Y es que "Mi país es tan pequeño", que el líder de la oposición es el principal apoyo parlamentario del Gobierno.

Y, sin embargo, si uno se pone en la piel de un independentista, no puede evitar aquella frustración tan propia de los dieciséis y diecisiete años, ya saben, querer echar un polvo y no llevar condón. La apoteosis independentista no se ha materializado en las urnas de cartón, el pueblo seudoconsultado no ha eyaculado tanto independentismo como el que proyecta 24 horas al día TV3. 24/7/365.

Pero la "victoria" es indiscutible. Los independentistas siguen convencidos de que el fin (la independencia) justifica los medios (la consulta de las colas que soportaron bienhumorados los catalano - soberanista - independentistas que acudieron al simulacro radiotelevisado en directo, lejos del derecho a decidir y no digamos ya del referéndum "legal" que les habían prometido).

No hay quien pueda decir que su "victoria" es minoritaria. Un tercio es mucho, cierto, pero no debería pretender imponerse sobre los dos tercios restantes.

Los soberanistas/indepes habían recurrido también al original dopaje electoral y electoralista de incluir a los adolescentes de 16 a 18 años, segmento del electorado abrumadoramente independentista, unidos por el odio a España y a Cristiano Ronaldo. No en vano, tienen la edad de ser románticos y dogmáticos. Si les considera adultos, se les debería dejar examinarse para conducir y beber alcohol, o ingerir las drogas que prefieran. Algo que, por otro lado, hacen de forma desaforada los fines de semana, cuando ejercen su derecho a decidir y a embriagarse. ¿Qué hacen los Mossos? Se les mueren los inocentes y no se investiga nada.

Las cifras son testarudas. El independentismo no se acerca, "loin s'en faut", a la mitad más uno del electorado. Pero dos millones son muchos, sobre todo por su disciplinada y emocionada fidelidad, especialmente en las conmemoraciones anuales de la Gran Derrota de 1714. Así que el día 10, costaba encontrar en la prensa catalana, es decir, subvencionada por la Generalitat, referencia alguna a un hecho contundente: a algo más del 60% del electorado convocado le importó un bledo el pomposo "futuro de Cataluña".



*#2#SIÉNTESE, MIRE Y CIERRE LA BOCA:
ESTO ES EL NO-DO DE TV3*---->
Un ensayo de Manuel Estapé Tous 

A nuestros casi dos millones de indepes, el viernes ya les dijeron que pasara lo que pasara la cosa sería un éxito. No en vano, con menos centros de votación, las largas colas han dejado claro al mundo que "Cataluña quiere votar", le he oído decir a una indepe. Las garantías democráticas no importan.

¿Y el censo? Desde 1977 se celebran consultas democráticas; Esto incluso un independentista debería reconocerlo. Tiene que haber una campaña, la(s) pregunta(s) no puede(n) ser obscenamente sesgada(s), los partidarios del NO o los que nos abstenemos ante semejante chapuza deberíamos tener derecho a ser escuchados en la TV3 privada de Artur Mas que pagamos todos los catalanes, incluso los castellanohablantes aunque no así los Pujol -ellos no pagan, la culpa es de Madrid.

¿Qué hace la Agencia Tributaria? ¿Hay un pacto para que no salga a la luz toda la corrupción catalana y española? No esperen respuestas en TV3, ellos son de consignas y en las últimas semanas han manipulado a la opinión pública catalana tanto como se hiciera en su día desde los estudios del monopolio de TVE antes del referéndum fraudulento sobre la OTAN (1986). Todo por la causa.

Claro que, como su audiencia son sus fieles, TV3 no se come un rosco en la otra Cataluña, ajena al independentismo, al monolingüismo en catalán, al victimismo y a la conversión de Madrid en la fuente histórica de todos nuestros males. Aunque, como somos como el Pueblo Elegido, la Cataluña catalana ha sobrevivido a 300 años de genocidio cultural y económico. Realmente es como un cuento para niños. Como con el NO-DO pero en catalán, claro, en color y con un enfoque más postmoderno de la manipulación informativa. Lo fundamental era que el mundo viera colas de gente feliz de responder a la doble pregunta innegablemente sesgada hacia el objetivo del Estado "independiente".

*#3#¡¡A LA RICA EMPANADA MENTAL
DE DAVID FERNÁNDEZ!*---> 

¿Independiente de qué, de quién, ese Estado catalán...? Estado catalán del que por cierto no sabemos nada, sino que será transversal, una Cataluña como la del himno, "rica y plena" (¿y con cuenta en Andorra?).

"Desde los neoliberales a los revolucionarios anticapitalistas". Todos de acuerdo, se jacta la CUP. Menuda empanada mental la de David Fernández. Su mejor medio de expresión es la sandalia. Glups. Neoliberales y anticapitalistas juntos. Qué miedo.

El llamado proceso es alucinante porque lo capitanea el hijo político de Jordi Pujol. Su segundo, su hombre de confianza, de gobierno, de ese partido corrupto CDC -el de la sede todavía embargada, que a estos señoritos se les administra la Justicia de primera clase. Mas, designado a dedo por el capo del mismo que convirtió el Palau de la Generalitat en la Cueva de Alí Babá. Fue Jordi Pujol i Soley quién nos dijo solemnemente que el sinvergüenza de Javier de la Rosa era un "empresario ejemplar". Remember? Ahí estaba Artur Mas, profesional de la cosa pública, miembro escogido de la selecta burguesía catalana donde todos se conocen ("el meu pais es tan petit").

¿Cómo no sabía que la codiciosa prole del estadista se enriquecía, ebria de codicia mientras trincaba comisiones? ¿Cómo no sabía que Millet financiaba a CiU? ¿Es realmente tan tonto?

Los catalanes en nuestro día a día sabemos que los comisionistas son parásitos que obtienen una renta indebida. Tanto escandalizarse por el PER andaluz, y al final resulta que ellos tenían su propio Plan de Enriquecimiento Radical.

Mas, no contento con ignorar que su cargo y el Estatuto de Autonomía derivan de la Constitución, y que el presidente de la Generalitat es el principal representante del Estado en Cataluña, ha dado muestras de un desprecio inaudito a los representantes de la soberanía del pueblo español y de una cobardía de niño mimado al negarse a defender su consulta en el Congreso de los Diputados. Envió una "troika" de soberanistas y se quedó tan ancho. Herrera hizo de chacha de Mas y es difícil que una mitad de sus votantes lo olvide. La bicicleta se le ha pinchado, tendrá que ir en coche oficial (y ecológico) en pago por los servicios prestados. Pero la culpa siempre es de Madrid. Al menos Ibarretxe tuvo agallas. Ya saben: "los más gallitos son los más cobardes" (Arianna Puello)

Arturito de pequeñito es ahora independentista converso. Para cumplir la tradición, es hijo de un padre muy rico con su consecuente herencia, refugiada en un paraíso fiscal con cuyo nombre no vamos a enredarnos. Una vez más, padre e hijo, y esa tendencia tan anclada en la burguesía catalana de evadir la riqueza creada en Cataluña, un país en el que la mitad de la población
tiene el castellano por eso que ahora llaman lengua propia y que para mí siempre será la lengua materna, no en vano primo, número uno, somos hijos de nuestras madres. Por eso causa indignación que los acaudalados evasores "nacionalistas" agraven el tremendo déficit fiscal. Y, sobre todo, que sean esos mismos quienes luego se ponen la chaqueta "independentista", y de boquilla exhiben una obsesión neurótica con el déficit fiscal, haciendo como que ignoran que el excedente comercial catalán con España alcanza proporciones similares "a lo que roba Madrid". No tiene absolutamente ningún rigor ni base económica mirar con lupa el "déficit fiscal" y al mismo tiempo ocultar excedente comercial.



Un ensayo de Manuel Estapé Tous
*#4#DEMASIADOS MUERTOS
POR HIMNOS QUE NO VALÍAN LA PENA*--->

El proceso está siendo alucinante porque, si hoy los catalanes están insatisfechos y se han ido convenciendo de que sin "Madrid" todo sería más fácil, hay que recordarles que una minoría mayoritaria de ellos apoyó durante un cuarto de siglo las políticas pactistas de CiU, primero con el PSOE agonizante de González Márquez, después con el PP en precario de Aznar López, y luego vuelta al PSOE y al lamentable Rodríguez Zapatero. Es decir: la casta catalana que no supo mejorar el encaje de Catalunya en España -y su financiación, que esto va de dinero- pilota ahora el viaje a Itaca con una claca mediática completamente amnésica que trabaja a fondo el "ellos contra nosotros".

No en vano y por definición, el nacionalismo es excluyente. Y en la mayoría de los casos, xenófobo. El nacionalismo es el egoísmo de los pueblos. Demasiados inocentes muertos por himnos, banderas y patrias que no valían la pena. Cuesta trabajo tener que recordar que en el ADN de la izquierda está la convicción de que nuestra patria es la Humanidad. Somos ciudadanos del mundo.

Pero como hemos hablado de trapos, me atrevo a sugerir aquí que la próxima vez la doble pregunta sea triple. En caso afirmativo-afirmativo, ¿Señera o Estelada? Porque, en la actualidad, la confusión es grande y puede ocurrir que un sector interprete que los de la Señera son constitucionalistas y autonomistas, y que la pureza auténtica del indepe emancipado pasa por la Estelada. A ver si al final esto acaba en una guerra de banderas entre los del mismo bando...

La demagogia de Mas ha alcanzado niveles nauseabundos al referirse (y comparar) la lucha de Martin Luther King contra la segregación de los negros en Estados Unidos a principios de los años sesenta con las movilizaciones independentistas. O la de Nelson Mandela, contra el apartheid en Africa del Sur. Realmente, si los catalanes sobreviven martirizados de aquella forma -esclavos hasta hace cien años, sin derecho a voto, segregados,discriminados y maltratados y violadas- no sabemos a qué espera la CUP para llamar a la insurrección.

Y ya puestos a criticar el apartheid, ¿Tenemos derecho a denunciar la política ilegal de colonización y hechos consumados que practica Israel? Jerusalem es una ciudad ocupada por Israel. ¿Verdad David Fernández? "Buenas noches, Palestina". De hecho, Palestina & Catalonia, "même combat". ¿O no, Rahola, vocera mediática del Mossad israelí y chillona profesional de la nave independentista?

Como todo proceso salpicado de emociones y sentimientos heridos, el movimiento soberanista necesita referentes mitológicos. Verbigracia, los 300 años de la Gran Derrota. En la guerra de sucesión entre dos reyes, si no absolutos, sí absolutistas y "por la gracia de Dios". Sí, como Franco. ¡Qué anacronismo! 1714. Cataluña era un país básicamente feliz y no sólo feliz, sino con "libertades nacionales" y "constituciones", como mienten cada vez que lo dicen las dos monjas alférez del proceso soberanista/independentista. Todos hablaban en catalán, pero sólo la élite lo escribía. Sí, pero todos hablaban en catalán. Probablemente no más de un tercio de la población adulta era alfabeta. Pero los que no lo eran, no lo eran en catalán. ¿Puede ejercer sus libertades un analfabeto? En Cataluña, en 1713, sí. Es imposible salir de esta espiral cuando dialogas con los talibanes trabados mentalmente en el monocultivo del catalán. "Quiero vivir 24 horas al día en catalán", dicen. Están en su derecho pero que no lo quieran imponer, porque a más lenguas más tolerancia. Está demostrado".


En el eoceno, indicios de soberanía geológica de Cataluña: obsérvese que si se mira bien, el agua del Ródano ya entonces era catalana

A partir de la victoria del Borbón, empieza la pesadilla, la persecución y el ninguneo. Cataluña, se nos repite hasta la extenuación -con parque temático de 80 millones incluido en El Born-, pierde su soberanía.

Pero ¿de qué soberanía hablan? Desde luego no de la soberanía popular tal como la entendemos los demócratas. Con punto de partida en las revoluciones americana (1776) y francesa (1789) -y sin olvidar nuestras Cortes de Cádiz (1812)- hasta alcanzar muy lentamente la esencia de la democracia, el sufragio universal (masculino, porque el femenino -qué vergüenza- no se impuso hasta bien entrado el siglo XX).

Si la izquierda catalana es un campo de ruinas, qué decir del feminismo. Su silencio es ensordecedor cuando se glorifica 1714 -antes de que ganaran los malos-, una época en la que las mujeres eran tratadas como muebles a los que se buscaba un inmueble. Las bodas se amañaban, pero nuestros venerables ancestros catalanes gozaban de
"libertades nacionales". En plural. Que me lo expliquen, ¿existía libertad de divorciarse? Hay que estar enajenado por los sentimientos para defender hoy las bondades del Antiguo Régimen. De los dos millones del 9N ¿cuántos se creen el cuento de 1713? ¿Cuántas decenas de miles no han estudiado historia en su vida? Y entre los dos millones ¿cuál es la proporción cuyo motor principal es el odio (llámenlo como quieran) a Madrid y a España (palabra prohibida en TV3)?

Datos recolectados por un nanodrone de SanchoPanzaLab dentro del cerebro de Artur Mas


Un ensayo de Manuel Estapé Tous
*#5#UNA IZQUIERDA
QUE CLAUDICA*--->

La misma claudicación encontramos en las CUP, IC, EUiA y demás ¿izquierdas? que han optado por dar prioridad a un conflicto nacional y emocional sobre el mucho más obvio, objetivo y prioritario conflicto social provocado por el austericidio autoritario, sin que a nadie del proceso se le ocurriese que también el derecho a decidir debería ejercerse al respecto. Traicionar al trabajador se ha convertido en la especialidad del PSOE, la UGT y CC.OO. ¿Cómo apoyar a quien nombró al frente de nuestra sanidad pública a un tipo que se ha ganado muy bien la vida a costa de los enfermos?

El zorro en el gallinero de la sanidad pública hecha unos zorros... Pero nuestras ¿izquierdas? están demasiado ocupadas en el "proceso", sí, el del 29% de independentistas. La sanidad será negocio o no será.

Y ¿qué decir de los dos sindicatos mayoritarios catalanes entregados a los mismos que han destrozado el Estatuto de los Trabajadores? A la hora de escoger, no debería haber duda: La Internacional antes que "Els Segadors". La emancipación del género humano antes que las ansias de revancha de los segadores derrotados "defensores de la tierra".

El esquema mental binario del independentista se resquebraja cuando la culpa, en vez de en Madrid, se ubica en Frankfurt, Berlín y Bruselas. A estas alturas del siglo, Madrid tiene menos poder de lo que creen los indepes. Pero esto es demasiado complejo para los enamorados de la independencia indefinida. ¡La culpa es de Madrid, estúpido! Es su post it mental.

El nacionalismo necesita enemigos y en este caso Madrid se obstina denodadamente en cumplir el papel. Pero el escándalo Pujol ha devaluado la divisa "Madrid nos roba" porque es obvio que los Pujol también. Desde 1980, ni más ni menos, que al patriarca del nacionalismo catalán se le pasaron tres amnistías fiscales aprobadas con los votos de los defraudadores de CiU. Ciento cuarenta millones de pesetas de 1980. Se dice pronto. A nadie debe extrañarle pues que cuando Jordi Pujol acabó medicina, se aburriera mucho. Así que el padre, tan evasor como previsor, le regaló un banco para que se ocupara, ganara dinero e hiciera patria, un suponer. Fue el embrión de Banca Catalana, convenientemente saqueada para "hacer país". Los que exculpan al anciano y presunto mentiroso patológico repiten que "todo el mundo tenía dinero en Andorra".

La Cataluña soberana de Mas, motorizada por Andorra Inc Banking

¿Todo el mundo?

Entonces será necesario que en la futura constitución de la república catalana independiente se explicite claramente esta verdad empírica: "en la vida solo hay dos cosas inevitables, la muerte y los impuestos". Y esta otra, "los impuestos son el precio que pagamos por vivir en una sociedad civilizada".

Porque lo menos que puede decirse es que las gentes de CiU tienen un problema ontológico con la obligación de pagar impuestos. Ya en 1993, sin vergüenza alguna, presentaron como última de la lista por Barcelona al Congreso de los Diputados a la lamentable Montserrat Caballé... ¡con domicilio fiscal en Andorra! Quiere decirse que la ópera no es escuela de ciudadanía. Sinvergüenzas. En plural. Desde Banca Catalana, CDC ha funcionado como la Conveniencia Bancaria de Catalunya (CBC).

Pero Madrid no es España y España es mucho más que Madrid, como habrán observado los independentistas más viajados. Y, al mismo tiempo, Cataluña es bastante parecida a Madrid y a España. La corrupción ha sido y es escandalosa, catalana o española, tanto monta, monta tanto, e inmensa desde que en 1977 se empieza a poner en marcha el sistema (financiación ilegal de partidos, enriquecimiento personal, recalificación de terrenos, comisiones, etc). Suyas son las tarjetas black y la corrupción sin precedentes en el PP de Madrid. Los escandalosos pagos en negro para Mariano Rajoy Beccaria y para toda su cúpula defraudadora. Gurtel y toda la pesca. Al menos Bárcenas está en la cárcel.

Nuestro es el 3%, y lo es públicamente desde que Pasqual Maragall lo desvelara en sede parlamentaria. Artur Mas se puso como un basilisco y exigió una rectificación, amenazando en caso contrario con retirar su apoyo a la ocurrencia maragalliana del nuevo Estatut, que era un atajo para conseguir nuevas competencias sin pasar por la reforma de la constitución. Y, lamentablemente, Maragall repitió la estrategia del nacionalismo catalán: "el fin justifica los medios". En lugar de levantar la alfombra y crear una comisión de investigación sobre la corrupción durante el pujolismo, calló, embriagado como estaba por su juguete, el nuevo Estatut con su autobus y todo. Fue cómplice de la corrupción Pujol/CiU, como los tres partidos políticos del tripartito: PSC, ERC, IC. Y como el PP y los Ciudadanos por no presentar inmediatamente una denuncia en un juzgado. Cómplices del 3% también.

Todos pringados.

Bien es cierto que la justicia catalana era y es muy dócil con los poderosos. La Justicia está incrustada en la casta y demasiados magistrados administran la injusticia a diario. Hay Justicia de primera clase (familia real, la familia Pujol, el ladrón de Millet, el difunto y ya ex delincuente fiscal, Emilio Botín, Alfredo Sáenz, políticos y empresarios corruptos y/o defraudadores/blanqueadores), de segunda (les recomiendo un buen abogado), de tercera clase (qué se le va a hacer!) y por último de cuarta clase para inmigrantes (sub-saharianos de preferencia). Botín merece punto y aparte porque Max Weber se burlaría de su obsesión por ser "el más rico del cementerio". Y qué triste destino el de su hija Ana Patricia Botín, formateada para ser la más rica del cementerio. Tan formada-teada que, sin duda, también conoce esta otra máxima: "Detrás de cada gran fortuna hay un crimen". Firmado: Honoré de Balzac.

En Melilla, mientras tanto, el siniestro Fernández Díaz carga con docenas de asesinatos de SinPapeles sobre su conciencia. Como es de misa diaria quedamos a la espera de que el cura que le confiese le explique que lo de "no matarás" es un mandamiento de Dios y que los SinPapeles sub-saharianos también son hijos de Dios. De hecho Jesús era un sin papeles. Imagínense a los viriles antidisturbios que dirige el ministro del Interior en el Portal de Belén. Temo por José, María y el niño jesús. Fernández Díaz habría cambiado el curso de la historia y nuestro Dios sería Allah.

Una Justicia vergonzosa, decíamos. Así, a Díaz Ferrán le condenan a dos años y dos meses por defraudar ¡99! millones a Hacienda. La misma condena recibe un senegalés por vender menos de seis gramos de cannabis. Algún día una mayoría parlamentaria exigirá responsabilidades a los jueces y fiscales que no hayan entendido que la Justicia se basa en la proporcionalidad entre el daño causado por el acusado y la pena que se le impone. Costará mucho cambiarla. Aquí y en España ¿cuántos jueces o fiscales han ido a la cárcel?.

El PP lo ha hecho tan mal que cabe preguntarse si hay rastros de materia gris en La Moncloa o si se disgregó toda con los pagos en negro que se distribuían en la calle Génova. Pero los indepes tampoco se han lucido, con un bombardeo mediático indigno de un país tolerante donde las minorías -por muchas manifestaciones y consultas alternativas con dos millones de creyentes- no se imponen a la mayoría. El resto, la gran mayoría, ignora la neurosis obsesiva de TV3, Catalunya Radio, RAC1, y la prensa escrita o traducida al catalán y convenientemente subvencionada por la Generalitat. Vivimos en "su" Cataluña. El país es suyo. La Cataluña catalana en catalán.



*#6#LAS TRES CATALUÑAS*--->

La ironía del nueve de noviembre -que ya forma parte del santoral de los independistas perdedores- es que retrata la explosión de la Cataluña catalana y su fragmentación en tres segmentos en función de su fervor independentista soberanista. No hay que ser sociólogo ni lingüista. En Vic, sobre el censo de las autonómicas del 2012, el 60,9% votaría SÍ/SÍ; En Santa Coloma de Gramanet, el 14,1%; Muchísima zona gris entre esos dos polos. Hay correlación y probablemente causalidad. A gran parte de la población cuya lengua propia es el castellano no le parece imprescindible la independencia. Siguen siendo los otros catalanes. Y Cataluña no es una, catalana e independentista. Por de pronto salen tres. No es lo que nos programa TV3. Felicidades, indepes, habéis fragmentado a Cataluña.

Conozco a quien fue a votar (o lo que fuese) "para que se joda Mariano Rajoy". Comprensible, pero ¿Por qué no enviarle una postal a La Moncloa enumerando los motivos de indignación? El presidente del Gobierno español sólo alcanza a leer el Marca, es un forofo del fútbol, como su antecesor Rodríguez Zapatero, y como el padre de tantos de nuestros males, Aznar López. Así nos va. Es difícil describir hasta qué punto Rajoy Becaría nos exaspera a los catalanes. Pero nadie puede decir que no estuviéramos avisados, al menos desde el desastre del Prestige, cuando aquel ministro incapaz hablaba de los "hilitos" de "plastilina" para referirse al veneno ecológico que secretaba el petrolero.

El hombre que no sabe hablar sin leer lo que le han escrito fue designado a dedo por Aznar López, cuya hoja de servicios en el capítulo de nombramientos (amiguitos del cole, chorizos e ineptos, Villalonga, Blesa y Rato por no alargar la lista) no creo que tenga parangón desde 1977. La mediocridad de Rajoy Becaría era de dominio público hasta el punto de que el PP podría haber presentado a un monigote con traje y corbata y hubiera sacado los mismos votos. Fruto de los deseos de vengarse del desastre legado por el lamentable Rodríguez Zapatero y su no menos lamentable PSOE, traidor a sus siglas desde cuando González Márquez.

No sé de nadie que espere gran cosa del autista de La Moncloa. Carezco de información confidencial. Pero cada vez que le he escuchado no encuentro rastros de inteligencia. El problema es que el PP es un aglomerado donde caben entre dos y tres millones de franquistas (vamos a llamarles sociológicos). La extrema derecha está dentro del PP, los gobiernos de Aznar, sus subalternos, estaban llenos de hijos de los ministros del tardofranquismo.

Toda aquella tontería del "España va bien" repetida hasta la extenuación, el pensamiento cazurro de la mente que perdió el sentido común con el AVE, los delirios de grandeza en torno a un imposible ingreso en el Grupo de los Ocho, el mayor responsable político de una burbuja inmobiliaria con escasos precedentes en la historia del capitalismo. Todo eso es Aznar... gracias a CiU.

En 1996, CiU apuntaló la precaria minoría mayoritaria del PP. Y como el negocio es el negocio, como dicen los catalanes, a Pujol no le importaron lo más mínimo que las bases del PP gritasen como energúmenos aquéllo de "Pujol, enano, habla en castellano". Al cuerno los insultos (es cierto que el gran hombre del catalanismo no es alto), que de aquí sacamos una tajada del IRPF. Así fue como CiU se alió con el peor enemigo de Cataluña. Con un partido de forofos sin ninguna cultura democrática. Todavía me avergüenza recordar a unos representantes de la soberanía popular coceando y berreando como una manada de burros en sede parlamentaria mientras Josep Borrell trataba de hablar. Desde entonces --¿1998?-- no espero nada civilizado o constructivo del PP. Lo lógico es que muchos acaben en la cárcel, y lo deseable sería que se desgajara ese núcleo franquista.

Pero este relato ya no cuenta. Porque la independencia (SÍ/SÍ) lo cambiará todo. De pronto, los jueces convocarán a todos los invitados a las bodas de las hijas de Millet y les preguntarán si no les pareció delictivo el uso privado del Palau. Fueron cómplices.La alta burguesía catalana activamente; La magistratura, por su parsimonia complaciente. En una Catalunya independiente, el ímpetu contra los deshauciados se trasladará al embargo que sigue sin ejecutarse sobre la sede de CiU (lo que abaratará el precio de los despachos). No olviden que con esta independencia Walt Disney todo irá mejor.



*#y7#MI FUTURA
REPÚBLICA CATALANA*--->
Un ensayo de Manuel Estapé Tous

Mi futura república catalana será laica y se acabará el chollo de que los contribuyentes subvencionen colegios privados para ricos, algunos de los cuales segregan, clase para niñas, clase para niños. Tampoco existirá la doble moral de los Mas, Montillas y tantos otros que defienden la inmersión linguística en catalán para todos menos para sus hijos sumergidos lingüísticamente en castellano, francés, inglés, italiano y alemán, pagando un dineral porque estos privados colegios no son baratos, sospecho. La independencia de verdad es la única valiente y verdadera. La independencia total, con salida inmediata de la zona euro, creación de un banco central, divisa nacional, recuperación de la independencia monetaria y sobre el tipo de cambio. Independencia fiscal. Adiós al BCE y al mal llamado Pacto de Estabilidad: adiós al Patrón Oro del Siglo 21. Si quieres un Estado independiente, al menos que sea soberano monetaria y fiscalmente.

Pero la indefinida independencia de los indepes es tan milenaria, que el futuro deportivo del Barcelona preocupa mucho más que cómo se repartirá la deuda con España. Por el contrario, mi República Catalana operará una salida, obvia, por su funcionamiento antidemocrático, de la Unión Europea, que 28 socios o los que sea son demasiados. Denuncia de nuestra participación en el Tratado (español) de adhesión a la manifiestamente ineficiente OTAN, en manos de estadounidenses completamente desquiciados por sus sucesivas derrotas ante el terrorismo fundamentalista islámico, desde aquel once de septiembre del 2001 que eclipsará progresivamente el recuerdo de la Gran Derrota de 1714.

Sugiero que ese mito de 1714 sea sustituido por otro, el de la nueva Gran Derrota, la del nueve 9 de Noviembre de 2014.

En mi república catalana independiente, la Ley Electoral se regirá por el principio "una persona, un voto" y se dejará de primar electoralmente a las comarcas rurales, y de minusvalorar el voto de la metrópoli barcelonesa (plurilingüe, más mestiza y literalmente infestada de turistas). En mi república, los turistas pagarán más por todo y a los arrendatarios que expulsan a los vecinos para convertir sus casas en pisos turísticos se les retirarán las licencias. Con inspección fiscal inmediata porque esta gente trabaja en efectivo y sin factura. El que quiera montar una pensión que la monte, pero que no jodan a los vecinos con estos visitantes extranjeros que responden como fotocopias al tópico de "barbaros del norte", y a los que deseo muchas noches en el cuartelillo de ahora en adelante, las mismas que pasaría el alcalde Trias, si tuviera varios pisos turísticos en su escalera.

En el trance actual hacia la soberanía indefinida, es obligado referirnos aquí a otra vergüenza nacional. La monumental paliza que cuatro, cinco o seis mossos propinaron a un hombre inocente e indefenso hasta matarlo. ERC, todo sea por la causa, impidió que el responsable político de este cuerpo de inseguridad colectiva asumiera sus responsabilidades en sede parlamentaria. Sin ética no hay izquierda ni república. ¿Por qué son tan brutos los "Mossos"? Sin duda la culpa es de Madrid y de los cuarenta años de franquismo y de una cultura policial violenta y autoritaria. En este contexto sociocultural de opresión flagrante, aunque diferida, se les colaron cuatro o cinco incontrolados. ¿Conocen la expresión estadounidense "son unos hijos de puta pero son nuestros hijos de puta"? CiU y el socio que la mantiene, ERC, además de la claca soberanista de ¿izquierdas? que se llena la boca con los derechos humanos, han cubierto, avalado o tragado. El muerto inocente ha sido una víctima colateral del proceso. ¡Qué vergüenza Catalunya! ¡Cuánta deshonra! Se dice que Lluis Llach prepara un remix de "campanades a morts". En el "nuevo país" que nos prometen esto no pasará y cuando pase se juzgarán a los responsables, a los directos y a sus superiores jerárquicos.

Me canso de ejercer mi derecho a escribir sobre el derecho a decidir, votar e independizarse. La campaña simplona del derecho a decidir me lleva a reivindicar mi derecho a delirar y a leer a Ramón de España para desintoxicarme. Mi pequeño delirio es un sueño. Cuando Jordi Pujol ¿en 1999? pidió que le votaran porque "ya tengo a todos los hijos colocados", yo, en mi ingenuidad congénita, lo interpreté como un guiño a los variados movimientos que exigían la legalización y regulación del consumo y produción de cannabis.

Si la familia Pujol hubiera consumido en público, si Marta incluso lo hubiera admitido y hasta organizado el cultivo --en vez de ocuparse del céspedes la muy defraudadora jardinera/florista-- en cuestión de diez años ya no había drogas ilegales. Pues no: al final Uruguay, Colorado, California, Washington, han ido mucho más rápido que Cataluña, tan moderna y abierta ella, tan partidaria de dejar decidir, con todas las drogas que precisen nuestros nuevos dueños, los turistas, y multas y prisión para los autóctonos. Hasta que se hunda un crucero.

Sólo sé que en una Cataluña independiente, Jordi Pujol, Marta Ferrusola y su extensa prole ya habrían pasado unas semanas en la cárcel incomunicados primero -son nueve- y declarando sucesivamente ante la policía, la Agencia Tributaria, el juez o los jueces y fiscales. Y a Pujol no le quedarían arrestos para decir cuándo se pasaría por el parlamento a abroncar a un rebaño de diputados básicamente acobardados ante el inventor y Gran Timonel del chollo catalanista.

Porque la verdad, con los hechos sobre la mesa... ¡qué envidia dan los jueces madrileños al encarar la corrupción frente a la mansedumbre cómplice de los jueces catalanes, la parsimonia inexcusable del juez del caso Millet, la renuncia a congelar los movimientos de la fortuna de los Pujol de paraíso fiscal en paraíso fiscal y tiro que te prescribo!

En mi república catalana independiente, será impensable que su primer club de fútol acepte el patrocinio de las líneas aéreas de Qatar, funesto emirato medieval del petróleo y el gas, campeón mundial de consumo de energía per cápita y sobre todo --atención Rahola-- financiador e ideólogo del odio de los terroristas del Estado Islámico, esos mismos que degüellan en directo con más eficacia de la que muestran en Estados Unidos a la hora de aplicar la pena de muerte. La última vez tardaron 45 minutos en matar al condenado.

¿Deberá la Cataluña independiente externalizar la administración de justicia a Madrid en los casos de corrupción, porque aquí políticos, empresarios y jueces son los mismos perros con diferentes collares?

Ante semejante lodazal de corrupción: indepes, todos juntos, por favor, ¡independencia total ya!

Yo estoy dispuesto a olvidar lo mucho que debió de sufrir el icono del independentismo catalanista, Pep Guardiola, defendiendo tantas veces la camiseta de España, un país que no era el suyo. Qué digo ¡el Estado español! el mismo que nos considera "súbditos", el del genocidio secular, nuestros opresores, según ese señor mayor, Joan Rigol, que sin embargo ignora lo que ignora. Los que nos roban... Bueno, a Guardiola por lo visto, no tanto. Como no consta que devolviera las primas, ni que defendiera los derechos humanos en Qatar, el bueno de Pep acaba confirmando la fama de peseteros de los (futbolistas) catalanes. O tal vez Guardiola, con la zamarra y el escudo españoles, luchaba como un patriota (catalán) para reducir el déficit fiscal y susurraba Els Segadors mientras sonaba el patético himno de España.

No olvidemos, además, aquella gran aportación suya a las ciencias económicas: ya saben, para salir de una crisis económica por sobreendeudamiento privado, la solución consiste en despertarse muy pronto y trabajar mucho. Consejo cínico de un futbolista profesional bastante millonario en euros que como es bien sabido se ha levantado cada día a las seis de la mañana, para cumplir una jornada laboral extenuante de dos horas, mucho baño, mucho masaje, y muchas más siestas que cualquier persona de veinte a treinta y tantos años. También ven muchos partidos por la tele y juegan como niños, que es lo que son, a la PlayStation. Con este tipo de mesías del independentismo, la causa catalana acaba cansando e irritando. No dejes nunca que un millonario privilegiado, que sería incapaz de sobrevivir con mil euros mensuales, te diga que tienes que trabajar más.

El chiste es fácil, los herederos morales de los héroes de la Gran Derrota de 1714 no saben perder. Es inconcebible para ellos. Cataluña es suya y de ella se han adueñado aunque no representan a más del 29%. Por su parte, Cataluña toda, es decir todos sus habitantes, es hoy una sociedad que nunca en su historia (milenaria) ha gozado de un nivel de autogobierno democrático tan amplio. En términos de impuestos y de gastos, de gestión, de competencias en sectores tan vitales como la sanidad y la educación. Nunca en la historia tanta gente ha hablado y sobre todo entendido el catalán. Los nietos y sus hijos se lo enseñan a sus abuelos y a sus padres. Es un intercambio generacional de mucha enjundia.

Como modesta aportación a la imposible objetividad periodística, el autor de estas líneas quiere dejar constancia de que ese victorioso nuevo nueve N, el inolvidable 9-N para dos millones trescientas mil personas, cumplió las consignas de Oriol Junqueras, auténtica lumbrera del pensamiento independentista catalán aunque parezca básicamente un tipo de pueblo cuando lo llevan a Sevilla. Lo único cierto es que el sábado 8 --día de reflexión menos para los profesionales de TV3 y Cataluña Radio, salvajamente dopados por su trascendental misión soberanista independentista-- compré el Ara, donde los millonarios indepes pagan a sus periodistas mil euros al mes por doce horas de trabajo al día. Y vi la luz: "No podremos votar con normalidad hasta que seamos independientes".

Cuando amaneció el 9, lo noté enseguida: no éramos independientes. La votación sería anormal (y minoritaria).Yo tenía muchos quehaceres y opté por darle vueltas al enigma del sabio Junqueras. ¿Qué será antes, la votación normal o la independencia? ¿O viceversa? ¿Y sobre el huevo o la gallina, qué me dicen?

Además, a mí ningún voluntario me llamó. ¿Se puede saber por qué? De los sesenta mil, el único gandul me tocó a mí. ¿O acaso estoy en la lista negra de los que nos sentimos tan catalanes como españoles, grupo que desde luego no se siente presidido por Artur Mas, el de la conga indepe? Me he sentido ninguneado, la verdad, así que mi no participación en la máscarada de Artur Mas fue una abstención agresivamente activa. Paseé por Sarriá; me gusta observar a los burgueses haciendo cola. Me fui al otro lado, Santa Coloma, Badalona, obviamente ni una cola, ni una bonita estelada colgada. La perezosa atmósfera de otro domingo, de esos en los que me aburría tanto a los trece años.


Manuel Estapé Tous
periodista.
Un ensayo de Manuel Estapé Tous



cc - OJALÁ,Sancho Panza Lab / CAPE SanchoPanza/Perspectives 2013-2014

Sede, aviso legal /// Anunciarse en Ojalá /// Ser socio /// SanchoPanzaLab /// Cookies... ¿y eso qué es?



Si tienes problemas de visualización, prueba con el navegador Chrome